Arroz: se esperan buenas cosechas este año

El que es considerado el alimento más importante para la humanidad ha visto disminuir paulatinamente su precio y ver crecer sus cosechas en los principales países productores. Para este año se espera un aumento de las superficies de cultivo en España, lo que probablemente traiga una disminución en las importaciones y un incremento de las ventas en el extranjero

Si bien no es el cereal más cosechado en el mundo, el arroz supera al trigo como el alimento más indispensable para la humanidad, pues es consumido asiduamente por más de 3.000 millones de personas, sobre todo en Asia, África y América Latina.
Después de la fuerte subida de los precios, acaecida durante 2007, la crisis económica y una mejor cosecha ha estabilizados los precios a la baja. La Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por sus siglas en inglés), ha anunciado que la cosecha de este cereal alcanzó durante 2008 las 687 millones de toneladas, un 4,1% superior a 2007. Y estima que, para 2009, se sitúe en 692 millones, lo que equivale a 462 millones de t de arroz elaborado. Este pronóstico, no obstante, sigue siendo muy provisional, pues los cultivos correspondientes al hemisferio norte -donde se produce la mayor parte del arroz- apenas se plantaron en abril y mayo.
Según este organismo, “la utilización mundial de arroz (principalmente para el consumo humano) aumentará en 2009 a un ritmo relativamente rápido de 2,5%, hasta alcanzar los 449 millones de toneladas. Aunque en la mayoría de los países los precios del arroz al consumidor no han vuelto a los niveles anteriores de 2007, se estima que el consumo de este alimento per cápita aumentará de 56,9 kilos en 2008 a 57,1 k en 2009, sostenido por los programas de distribución pública a precios subvencionados ejecutados en gran escala, pero debido también al abandono del consumo de productos pecuarios más caros”.
El pronóstico de la FAO relativo al comercio mundial de arroz en el año 2008 se cifra en 30,7 millones de toneladas, una cantidad ligeramente superior a la de 2007. “El volumen del intercambio continúa viéndose limitado por las políticas restrictivas aplicadas por los países exportadores principales, en particular Egipto, India, Tailandia y Vietnam, pero las cosechas abundantes obtenidas en 2008 también han atenuado la presión para importar, especialmente ahora que los precios han de volver a los niveles existentes en 2007”.
En el caso específico de España, según los datos del Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, gracias a las lluvias la superficie cosechada de arroz será un 21% superior a la del año pasado, pues estará situada en 116.400 hectáreas, de las cuales 10.615 se realizarán en Aragón, 21.410 en Cataluña, 15.275 en la Comunidad Valenciana, 487 en Murcia, 28.500 en Extremadura y 37.920 en Andalucía.
La producción durante el año 2008 fue de 665.200 t. El ministerio aún no ha establecido las previsiones de producción para este año que transcurre, sobre todo porque depende de la variable climatología estival para conocer con mayor precisión las estimaciones por hectárea. Se estima, sin embargo, que será mayor.

Baja el consumo, suben los precios
Según los datos de la consultora IRI, que audita las ventas en los establecimientos de libreservicio de 100 o más metros cuadrados y dotados de escáner, las ventas de arroz durante el TAM de 14 de junio de 2009 mostraron un ligero descenso en volumen, si bien en valor registraron un aumento de dos dígitos, producto de la subida en el coste de los cereales a escala mundial y el progresivo ajuste de los precios realizado por las empresas comercializadoras de este alimento.
Así, en este periodo se totalizaron 187.759 t (-1,38%) y 198,5 millones de euros, de los cuales correspondieron al clásico redondo 108.085,1 t (-2,5%) y 112,7 millones de euros (+10,5%). La variedad para guarnición, o arroz largo, quedó en 57.123,4 t (+3,3%) y 46,9 millones de euros (+24,8%%); el vaporizado o parboiled disminuyó hasta las 14.494,6 t (-6,5%) y 19,5 millones de euros (+2,6%); la especialidad bomba sufrió un fuerte descenso, al quedar en 2.489,6 t (-16,5%) y 8 millones de euros (+3,2%); la especialidad aromatizada mermó sus ventas hasta las 2.386 t (-11,4%) y 6,4 millones de euros (+9,8%); la especialidad integral, por contra, aumentó ligeramente en volumen hasta las 1.454,2 t (+2,2%) y 2,1 millones de euros (+19,7%); el arroz de cocción rápida quedó en 899,3 t (-0,6%) y 1,9 millones de euros (+9,7%); el tipo partido aumentó notablemente hasta las 775,9 t (+26%) y 450.700 euros (+42,8%); el arroz salvaje perdió cuota hasta las 43,1 t (-11,8%) y 260.813 euros (-8,7%); el mixto aumentó a 3.990 kilos (+6%) y 21.190 euros (+9%) y el resto de especialidades cayeron hasta los 3.362 k (-60,2%) y 13.741 euros (-68,9%).

Las MDD son las únicas que ganan cuota de mercado
Por fabricantes, las marcas del distribuidor siguen afianzando su dominio en las ventas de arroz en la gran distribución y, de hecho, son las únicas que no pierden espacios en volumen.
 De esta forma, las llamadas marcas blancas totalizaron 125.965,2 t (+5%) y 106,2 millones de euros (+31,3%). Arrocerías Herba es la primera empresa de producción con marca privada, con 30.301,3 t (-16,1%) y 46,7 millones de euros (-0,9%); SOS Cuétara quedó en 23.636,4 t (-4,6%) y 33,9 millones de euros (+17,6%); Maicerías Españolas/Dacsa bajó a 1.985,6 t (-7,7%) y 2,4 millones de euros (+16,6%); la Cámara Arrocera de Ampostá registró 1.199,9 t de ventas (-4,7%) y 1,6 millones de euros (+29,3%); Arroces y Cereales cayó notablemente hasta las 495 t (-24,5%) y 570.777 euros (+0,1%); Cooperativa Campo disminuyó hasta las 333,6 t (-6,7%) y 954.793 euros (+10,8%); Mars perdió cuota hasta las 232,8 t (-21%) y 922.840 euros (-13,7%). El resto de los fabricantes quedó en 3.608,9 t (-25,8%) y 5,1 millones de euros (-4,8%).
En la categoría de arroz clásico redondo, las marcas del distribuidor son también las únicas en ganar cuota en volumen, al alcanzar las 59.217,8 t (+5,3%) y 45,1 millones de euros (+35%); SOS disminuyó hasta las 22.284,3 t (-4%) y 31,7 millones de euros (+18,6%); La Fallera mermó hasta las 11.687,9 t (-15,2%) y 16 millones de euros (+7,6%); Nomen perdió peso hasta las 6.175,6 t (-9,8%) y 8,3 millones de euros (+14,8%); y La Cigala alcanzó las 2.515,8 t (-15,3%) y 3,6 millones de euros.
En la categoría de arroz largo para guarnición, las marcas del distribuidor acaparan el 93% del mercado en volumen y el 88,9% en valor, al totalizar 53.111,1 t (+5,2%) y 41,7 millones de euros (+29,8%). Nomen es la primera enseña marquista, al quedar en 1.186,6 t (-11,6%) y 1,6 millones de euros (-1,3%); SOS pierde terreno al sumar 832,7 t (-19,6%) y 1,1 millones de euros (-3%); Embajador mermó sensiblemente hasta las 554,7 t (-34,2%) y 685,503 euros (-23,3%); y Luengo aumentó a 528,5 t (+7,1%) y 546.814 euros (+17,6%).

Estructura empresarial

En España, la comercialización del arroz se realiza a través de pocas empresas, de las cuales las principales están llevando a cabo desde hace varios años estrategias de internacionalización, a fin de garantizarse mercados y ampliar los existentes.
Arrocerías Herba es la más importante de estas compañías, con una clara vocación exportadora de arroz largo, y una política de expansión que le ha permitido adquirir empresas en otras naciones, por lo que se considera como el más importante operador mundial de este cereal. Esta visión nació en 1996, cuando decidió comenzar a producir arroz largo, deficitario en Europa.
Existen numerosas cooperativas que están haciéndose sitio en la comercialización, con el fin de obtener mejores precios. Cohabitan también numerosas empresas de alcance local o regional, que están viviendo momentos duros pues tienen cada vez más dificultades para competir con las enseñas nacionales y las marcas del distribuidor, que ya dominan más del 60% de todas las ventas.
La distribución comercial permanece sin variaciones. Según Mercasa, el 63,5% del arroz consumido en los hogares se adquiere en los supermercados, seguido por los hipermercados (24,1%) y las tiendas tradicionales (5,1%). El 7,23% restante se reparte en economatos, autoconsumo, venta a domicilio y mercadillos callejeros.

El consumo no muestra mayores cambios

De acuerdo con los datos ofrecidos por Mercasa, el consumo medio de arroz en España se sitúa en 5,7 kilos por persona al año. De esta cantidad, un 80,1% se destina a la alimentación en el hogar, un 15,3% a los establecimientos de hostelería y restauración, y un 4,6% al institucional.
Las comunidades autónomas que registran mayores consumos de arroz son la Comunidad Valenciana, Canarias y Baleares. Por contra, es en Navarra, Aragón y Extremadura donde las ingestas están por debajo de la media.
En cuanto a los conglomerados urbanos, aquellos con menores núcleos de población presentan mayores consumos, mientras que las ciudades con entre 100.000 y 500.000 habitantes muestran una menor incidencia.
Las amas de casa que no trabajan fuera del hogar tienen una mayor preferencia por este alimento frente a las que sí lo hacen, y su consumo se ve influido por la edad de las mismas ya que, según Mercasa, el incremento en la compra es proporcional a los años. Este consumo varía también por la estructura familiar, al ser mayor entre personas jubiladas, adultos independientes y parejas adultas sin hijos, y más reducido en parejas jóvenes sin hijos y aquellas que tienen niños de corta edad.

Comercio exterior
De acuerdo con los datos de Mercasa y MARM, las dificultades para producir arroz en nuestro país, donde la sequía ha provocado una reducción de la superficie cultivable, ha estado provocando un fuerte incremento en las importaciones. No obstante, tal y como se indicó al principio de este informe, para este año habrá una mayor superficie de cultivo -gracias a la climatología- y, por ende, se espera una disminución en las importaciones, que llegaron en el último año a superar las 165.000 t, un 82% más que en el ejercicio precedente. Los principales proveedores de arroz fueron Uruguay (37%), Tailandia (19%) e India (11,5%).
Las exportaciones siguen siendo más cuantiosas, al sumar 185.000 t en el último ejercicio. Se espera que, con la ampliación de los cultivos, éstas puedan aumentar durante 2009 y romper así la tendencia descendente de los últimos años -no hay que olvidar que, en 2004, éstas habían sumado 304.250 t-. La mayor parte de nuestras exportaciones se dirigen al Reino Unido (24%), Bélgica (23%), Holanda (8,5%) y Francia (8,4%).

Panorama mundial del arroz
La estimación de la FAO de la producción mundial de arroz paddy de la campaña de 2008, apenas terminada, se ha revisado al alza a un volumen excelente de 687 millones de toneladas, un 4,1% más que en 2007. Por lo que se refiere a la nueva campaña de 2009, el primer pronóstico de la FAO cifra en 692 millones de t la producción de este cereal, con un equivalente a 462 millones de t de arroz elaborado, lo que significa un 0,7% más que en 2008. No obstante, dicho pronóstico sigue siendo provisional ya que en el hemisferio norte las cosechas comenzaron a plantarse en abril/mayo, por lo que aún era muy temprano para conocer cuál va a ser su desarrollo.
El aumento de la producción previsto para este año es más bien moderado, según la FAO, debido a la disminución prevista en los precios de mercado, que tuvieron un pico inusual en 2007. Se estima, por tanto, que dicho incremento sea del 0,4%. Obviamente, los resultados dependerán del comportamiento del monzón, que es el fenómeno meteorológico que más agua aporta a los arrozales asiáticos.
De ser una temporada positiva, se cree que la producción en Asia alcance las 623 millones de t en 2009, una cifra similar a la conseguida el año pasado. Afganistán, Camboya, China, Indonesia, Irán, Myanmar, Filipinas y Vietnam esperan ver incrementada su producción en esta temporada, mientras que India, Irak, Japón, Corea del Sur, Pakistán, Sri Lanka y Tailandia podrían sufrir una contracción.
Los pronósticos meteorológicos más recientes parecen indicar que la pluviosidad de este monzón en India va a ser menor a la habitual, por lo que la producción de ese país podría ser inferior a la estimada.
En África, en cambio, las perspectivas son halagüeñas. Se espera que en este continente se recojan 25,6 millones de toneladas de arroz paddy, una cifra similar a la conseguida el año pasado. Habrá mejoras en las cosechas de Egipto, Ghana, Madagascar, Mali, Mozambique, Nigeria, Uganda y Zambia. En cambio, los pronósticos para Burkina Faso, Chad, Guinea, Liberia, Níger, Senegal, Sierra Leona y Tanzania estiman que sus producciones disminuirán.
En América Latina y el Caribe la producción de arroz se incrementará un 3% hasta las 27,4 millones de t. Se cree que habrá incrementos en las cosechas de Cuba, República Dominicana, México y Panamá. Los pronósticos para América del Sur son mixtos: se anticipan buenos resultados en Bolivia, Brasil, Colombia y Venezuela, mientras que en Argentina, Guyana, Perú y Uruguay, debido a las condiciones climáticas erráticas -y a unas menores expectativas de precios- habrá una menor producción.
Se espera que haya una mayor cosecha en la Unión Europea y en Estados Unidos. En Australia también mejorarán las cifras, que cayeron notablemente el año pasado debido a las sequías sufridas en ese país.

Crecerá el comercio de arroz
Se estima que en este año el comercio internacional del arroz se incremente en un 3% hasta las 31 millones de toneladas, gracias a las existencias de los grandes exportadores y a la creciente demanda de las naciones importadoras, que están padeciendo menores existencias y precios más elevados.
Se espera que los grandes mercados consumidores, como es el caso de Brasil, la Unión Europea, Irán, Corea del Norte y Arabia Saudí, aumenten sus importaciones. Por el otro lado, las exportaciones provenientes de Bangladesh, Indonesia, Malaisia, Nigeria y Perú podrían ser menores. La expansión del mercado global de este cereal se verá incrementada debido a un mejor comportamiento en las cosechas de Argentina, Egipto, India, Myanmar, Pakistán y Vietnam.
Gracias a unas estimaciones de producción durante 2008 que fueron positivas, la FAO espera que, a finales de este año, se alcancen existencias de 119 millones de toneladas equivalentes de arroz listo para su uso, el mayor nivel desde el año 2003 y superior en 10 millones de t con los que abrió este año.
Buena parte de este incremento anual refleja el crecimiento de los inventarios en los países productores; se cree, además, que las reservas de países importadores también aumentarán, por lo que el saldo final del comercio exterior para este año -basado en las estimaciones de producción y consumo a escala mundial- superará las 124 millones de toneladas.

Se cree que los precios apuntarán a la baja
Los precios internacionales del arroz, desde enero de este año, han seguido una senda descendente, que parecen reflejar una menor demanda importadora y, desde abril a junio pasados, la llegada de las segundas cosechas de 2008. Esto ha quedado reflejado en el índice de precio del arroz de la FAO, cuyo promedio en el periodo enero-junio cayó a 264 puntos, 23 menos que los correspondientes a 2008.
No obstante, los precios de este cereal difieren de acuerdo a los diferentes segmentos del mercado, que han mostrado descensos en las variedades índicas, mientras que aquellas aromáticas o de grano mediano no han sufrido mayores cambios. Por lo tanto, y siempre de acuerdo con los datos y previsiones actuales (que podrían cambiar si alguno de los gobiernos de los principales países productores intentase modificar sus política agrarias), la FAO considera que la situación actual del mercado global de arroz se encuentra en estos momentos muy estable, especialmente a la luz de las relativamente grandes reservas que se han conseguido en las últimas dos temporadas, y los precios, por tanto, tenderán a bajar.

Nueva cooperativa aragonesa de arroz
La Cooperativa Arrocera Navarro-Aragonesa pondrá en el mercado este año el mayor volumen de arroz semilargo de toda la oferta española. La nueva entidad, fruto del acuerdo entre Arrocera del Pirineo y el Grupo AN, tiene previsto comercializar entre 45.000 y 50.000 toneladas de arroz y, según las previsiones de sus responsables, su facturación alcanzará los 15 millones de euros al año.
La presentación oficial de la nueva cooperativa tuvo lugar en Tudela (Navarra), a propósito de la celebración de las XVII Jornadas Técnicas de Arroz organizadas por CCAE.
La nueva sociedad integra a 400 socios agricultores de Navarra y Aragón que cultivan en total más de 8.600 hectáreas. El objetivo de la cooperativa recién creada, que operará desde Zaragoza, es mejorar la posición en el mercado del arroz navarro y aragonés con la concentración de la oferta, así como acometer proyectos que, por separado, resultaban más difíciles y que ahora se van a ver facilitados a través de las economías de escala.
Al acudir al mercado como principal productor y comercializador de España en arroz semilargo, los cooperativistas tendrán posibilidad de mejorar el valor añadido de su producto. Además, el aumento en el volumen de oferta permite también operar mejor, tanto en mercados nacionales como en internacionales, ante una industria muy concentrada que deja poco margen de negociación a la producción.
Actualmente, el arroz semilargo cristalino de la variedad Guadiamar tiene como principal destino la exportación, con los países de Oriente Próximo como máximos consumidores (Israel, Siria o Líbano), así como también algunos centroeuropeos: Alemania o Países Bajos. La nueva cooperativa está ya trabajando para abrir nuevas vías de comercialización directa y a través de intermediarios, ya que esta variedad es muy apreciada por la distribución.

Noticias relacionadas

Deja un comentario