Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

AZTI-Tecnalia investiga en valorizar el lactosuero de las queserías

Léalo en 3 minutos
Léalo en 3 minutos

Los técnicos de AZTI-Tecnalia, en colaboración con las otras entidades implicadas, están diseñando un plan de acción que se marca poder reciclar más del 80% del lactosuero generado por las queserías, objetivo del proyecto Valorlact, financiado por el Programa LIFE+ de la Comisión Europea. La investigación tiene como finalidad evitar que el lactosuero impacte en el medio ambiente transformándolo en productos alimentarios destinados al consumo humano y animal, así como en biocombustible, lo que supone una nueva oportunidad de negocio para el sector quesero y para el de producción de alimentos.

La iniciativa está coordinada a nivel general por la Dirección de Innovación e Industrias Alimentarias del Gobierno Vasco y cuenta con la coordinación técnica de AZTI-Tecnalia y con la participación de Neiker-Tecnalia, BM ingeniería e Iberlact.

El lactosuero de quesería es el líquido resultante de la coagulación de la leche en el proceso de fabricación del queso, tras la separación de la caseína y la grasa, y puesto que se trata de una materia orgánica, puede convertirse en un elemento contaminante si no se gestiona adecuadamente. El proyecto “Valorlact – Aprovechamiento integral de lactosuero generado en el sector lácteo” persigue demostrar la viabilidad de nuevas tecnologías para transformar el suero lácteo en nuevos alimentos de alto valor dirigidos al consumo humano y animal, poniendo el foco especialmente en los pequeños y medianos productores, para quienes supone una oportunidad de diversificar su oferta y de ser más competitivos, facilitándoles además el cumplimiento de la legislación ambiental y la reducción de los costes derivados de los vertidos. 

Valorlact también beneficiará a los fabricantes alimentarios, al lograr desarrollar nuevos productos alimenticios –lácteos, sopas, bebidas, etc.- que aporten distintas funcionalidades. Por su parte, para el sector de alimentación animal supone la ocasión de acceder a una materia prima de bajo coste y que, además, mejora la calidad nutricional de los piensos, al contar con ingredientes de valor añadido.

 

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas