Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

Concluye el VII Foro Mundial del Vino

Léalo en 3 - 4 minutos
Léalo en 3 - 4 minutos

El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural del Gobierno de La Rioja y el presidente de la Federación de Empresarios, Julián Doménech, han clausurado el VII Foro Mundial del Vino, que se ha celebrado los días 12, 13 y 14 de mayo en Logroño. Entre las conclusiones más destacadas de este evento, se ha destacado que “es en los momentos difíciles en los que debe demostrarse una mayor fortaleza, adoptando decisiones inteligentes pensando no sólo en el presente, sino también en el futuro”.

Además,” hay buscar la diferenciación empresarial, buscar nuevos mercados, ofrecer nuevos productos; pero siempre desde la premisa de la calidad. En este sentido es fundamental asumir el reto de la internacionalización, especialmente en países emergentes, ante la certeza de encontrarnos en un contexto extremadamente competitivo y globalizado”.

Al igual que el resto de sectores, el vino debe incorporarse, desde un punto de vista del consumidor, a las nuevas tendencias. “Un buen ejemplo de ello son los vinos de bajo contenido alcohólico. La investigación aparece así como una vía necesaria para conseguir este objetivo sin perder calidad y, sobre todo, para contrarrestar los condicionantes impuestos (pérdida de las cualidades organolépticas, mayores costes…) por el ya más que interiorizado efecto del cambio climático o las nuevas técnicas de producción”.

La simplificación en el etiquetado no debe significar que éste quede exento de una completa información útil para la exigencia del consumidor, que no sólo quiere vinos más saludables y más sostenibles, también quiere una información clara en la botella que compra. Buen ejemplo de ello son los nuevos cálculos de CO2 a través de la huella de carbono en la afección que la producción vitícola provoca en condicionantes ambientales como el efecto invernadero.

No puede entenderse un mercado de vino de espaldas a las nuevas tecnologías, las ventas online, los blogs y una dimensión más lúdica que implique al público en el consumo. Además de vender vino se trata de transmitir valores e incentivar una participación activa que redunde en su dimensión social.

El canal ‘alimentación’ es imprescindible para recuperar e incentivar el consumo de vino en España. Por eso, fórmulas que incentiven al consumo moderado y saludable; y la modernización de la distribución, donde las operaciones de vino resulten atractivas y rentables, deben orientar la estrategia que conduzca a un cambio de mentalidad y del modelo de negocio.

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas