Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

Derivados lácteos, golpe de efecto de la marca blanca

Léalo en 4 - 5 minutos
Léalo en 4 - 5 minutos

La gran distribución se inspira en conceptos, productos e, incluso, envases para sus lanzamientos de su propia marca en los productos lácteos. En el último número de Tecnifood, un completo estudio sobre el sector de derivados lácteos desgrana las características de este importante segmento de la industria alimentaria. La innovación tecnológica llega al  lineal de los lácteos también de la mano de la marca del distribuidor, lo que ha provocado crecimiento del mercado en volumen y descensos en valor, según los datos de las consultoras IRI y Nielsen. Si bien los datos de producción, aportados por la Federación Nacional de Industrias Lácteas, muestran un descenso de la misma de más del 7% en yogures, alcanzado las 743.800 t en 2009. Por su parte, el consumo de derivados lácteos en hogares podría haber alcanzado los mismos niveles que en 2008, ya que durante el primer semestre de 2009 se anotaron unas 750.000 t, y durante el año completo de 2008 la cifra alcanzó un total de 1,4 millones de toneladas.
Por otra parte, los aumentos del precio de los productos han provocado un incremento importante de las marcas de distribución y una disminución de las cuotas de mercado de los productos marquistas y de mayor valor añadido. Así en el segmento de yogures ha crecido un 12,7% en volumen y un 6% en valor. Por su parte, los postres frescos la cuota se eleva a una representación del 55,7% en volumen y del 41,5 % en valor.
Los datos aportados por las consultoras nos muestran estas tendencias. Así, Nielsen, que estudia la distribución en su conjunto, señala en el año móvil hasta enero de 2010 un decrecimiento de los yogures y leches fermentadas del 0,8% en valor y de los postres lácteos sin frío de casi el 28%. Señalando también bajadas en la categoría de yogures varios de un 4,4%, en valor, mientras que en volumen aumentan un 2%.  No pasa lo mismo con la categoría de bífidus, que aumenta un 2,4% en valor y un 6,3% en volumen.
Por su parte Iri, que se limita al estudio de la distribución moderna, muestra también un descenso en valor del 1% de la categoría que engloba yogures, bífidus y otras leches fermentadas y un aumento de la misma en volumen del 3,6%. Asimismo los datos de postres frescos, según IRI, revelan crecimientos de casi un 1% en volumen, y descensos en valor de casi un 4%. Por categorías, las natillas (que suponen un 36,7% del mercado) muestran crecimientos del 5,5%, mientras que en valor, este aumento tan sólo llega al 0,83%. Asimismo, los flanes (que copan  más de un 30% del mercado)  cuentan con una sensible subida del 0,4% en volumen y muestran una bajada de más del 5% en valor.  Por su parte, los postres termizados manifiestan bajadas, según IRI, tanto en volumen (-10,5%) como en valor (-8,7%), siendo los postres termizados infantiles, los que menos descensos señalan, alrededor de un 1%. De la misma manera, Nielsen, menciona un decrecimiento de los postres lácteos sin frío del 27,7%, en el año móvil hasta enero de 2010, en valor. Por último, los datos de la partida de helados  son más optimistas ya que señalan aumentos en valor de un 7%, tanto Iri como Nielsen.

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas