Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

Dulce: innovación y placer marcan el camino

Léalo en 23 - 30 minutos
Léalo en 23 - 30 minutos

El sector del dulce que integra a los fabricantes de caramelos y chicles, chocolate y derivados del cacao, bollería industrial y galletas, ha mantenido, en términos generales, un buen comportamiento que le ha permitido solventar la difícil situación económica gracias a su decidida apuesta por la innovación incorporando ingredientes que aportan beneficios para la salud en atractivas presentaciones. Su precio, por lo general asequible, les hace seguir siendo atractivos para un consumidor dispuesto a renunciar a grandes lujos, pero no privarse de un pequeño placer, aún en tiempos de crisis

Las empresas integradas en el mercado español del dulce, que incluye caramelos, chicles, pastelería y bollería industrial, chocolate y derivados del cacao y galletas, en línea con lo mostrado por toda la industria alimentaria, no han permanecido ajenas a la actual coyuntura pero se puede decir que, por lo general, han logrado mantener una tendencia positiva, haciendo buena la máxima que dice que las épocas de dificultades económicas resultan positivas para la industria de confitería. Así, los chicles experimentaron un cierto estancamiento con crecimientos apenas del 1%, los caramelos mantuvieron su evolución positiva con aumentos en torno al 5% tanto en volumen como en valor, y los chocolates registraron tendencias dispares en sus múltiples segmentos (subidas en grageas y cacao y bajadas en tabletas y bombones). Peor comportamiento tuvieron los sectores de pastelería industrial y galletas. A falta de cifras consolidadas de 2009 -que aún no se habían presentado al cierre de esta edición-, la bollería industrial obtuvo un incremento de sus ingresos próximo al 6% a pesar de contabilizar una caída del volumen comercializado del 6,5% en 2008. Por su parte, el mercado de galletas permanece estancado habiendo contabilizado descensos del 1% en volumen y de algo más del 2% en valor.
Con todo, los consumidores se están apretando el cinturón para tratar de sobrellevar la crisis. Un estudio elaborado por Nielsen para la Federación de Asociaciones del Dulce (Fead) y que ha recogido en sus páginas la revista Dulces Noticias… y algo más, refleja que el consumidor de chicles, caramelos y chocolate, las principales categorías en el gusto del consumidor adulto, ha reducido su gasto en estos productos. El informe estima en 200 euros el desembolso en 2008 en la adquisición de estos dulces, lo que vendría a suponer un descenso del 2% respecto a 2007. La penetración anual en la cesta de la compra es de un 75% en caramelos y chicles y del 98% en chocolates. Esto se traduce en un gasto per cápita de 15,3 euros en caramelos y chicles y 54,8 euros en chocolates.

Los sin azúcar, motor del sector de chicles
Según los datos aportados por la consultora IRI, que audita las ventas en los establecimientos de libreservicio de 100 o más metros cuadrados y dotados con escáner, correspondientes al TAM de diciembre de 2009 el mercado de chicles en España registró un crecimiento del 1,5% en volumen hasta alcanzar las 4.848,4 toneladas, valoradas en 157,8 millones de euros (+1,4%). Esta tendencia se sustenta en la iniciativa de los fabricantes de poner a disposición del consumidor una gran variedad de sabores, formatos y presentaciones, convirtiendo este producto en un placer lleno de beneficios. Estamos ante un sector eminentemente marquista donde las enseñas de la distribución, a pesar de la ligera subida de los últimos años, siguen sin tener las elevadas cuotas que han adquirido en otros sectores.
De ese total recogido por IRI, los chicles sin azúcar siguen ganando cuota, un 2,3% tanto en volumen como en valor en el periodo analizado, y con 4.699 t ya suponen el 96,9% del total comercializado (el 95,6% un año antes). El importe abonado ascendió a 153,9 millones de euros, cifra que representa el 97,5% del importe pagado por estas golosinas (96,6% en 2008). Por su parte, el mercado de chicles con azúcar, orientado mayoritariamente al público infantil, ve reducida año a año su presencia en el segmento. En concreto, en el periodo referido alcanzó un volumen de 149.418 t, cifra que supone el 3,1% del total en peso (-22,8%) y el 2,5% del importe abonado (-25,9%). Esta situación viene siendo una constante en los últimos años a pesar de los esfuerzos de los fabricantes por ofrecer a los más pequeños chicles comercializados bajo el paraguas de las licencias de las series de dibujos animados y programas infantiles.
El buen comportamiento de los chicles sin azúcar, destinado al consumidor adulto, tiene mucho que ver con la innovación de las empresas que se plasma en continuos lanzamientos de productos con propiedades funcionales (higiene bucal, efecto refrescante, etc.), sabores exóticos y una cuidada presentación. Estos vienen acompañados, en muchas ocasiones, de importantes inversiones en publicidad con las que dar a conocer el placer que produce el consumo de estos chicles.
Los principales operadores del sector son Cadbury (Tridend), Wrigley (Orbit) y Chupa Chups (Mentos Pure Fresh).

El segmento infantil tira al alza del mercado de caramelos
Si en chicles era el consumo adulto el que sustentaba los crecimientos, son los caramelos destinados al consumo infantil los que, en buena parte, han mantenido la evolución positiva de años anteriores de un mercado sólido. Se trata de un sector dinámico e innovador en el que las referencias sin azúcar, los nuevos sabores y texturas, las presentaciones para adultos y los caramelos funcionales tienden a ser cada vez más importantes y arañan cuota de mercado. En base a los datos aportados por la consultora Nielsen correspondientes al TAM DE 2010, el mercado de caramelos creció un 6,4% hasta 30.098 t por valor de 291,8 millones de euros (+4,1%). El universo recogido por este estudio incluye las ventas en los canales de alimentación, hostelería, tiendas tradicionales, estancos, quioscos y gasolineras. Si a ellos les sumáramos el canal farmacia superarían los 300 millones de euros.
Los caramelos infantiles son los  responsables de buena parte de estos incrementos. Encabezan esta subida los caramelos de goma o gelatinas con 13.634,3 t, cifra que supone el 45,3% de las ventas totales (el 40,6% en 2009). El valor ascendió a 93,4 millones de euros, importe que representa el 32% del desembolso total (el 28,5% en 2008). También los caramelos con palo elevaron su porcentaje pasando del 7% en volumen y el 6,5% en valor a representar el 8,5% en ambos parámetros. Con todo, el volumen descendió ligeramente de 1.979,3 t a 1.956,3 t en 2010, mientras el importe abonado se elevó de 23,8 millones de euros a los 24,8 millones de euros. Los regalices representaron el 15,1% de las ventas totales de caramelos (15,2% en 2009) alcanzando las 4.544,7 t por valor de 34,7 millones de euros (+8,6%). Por su parte, los marshmallow con 1.504,9 t (+13,2%) y 14,3 millones de euros (+28%) mantuvieron la inercia positiva de ejercicios anteriores. Mientras los caramelos masticables representaron el 3,8% del volumen (4,2% en 2008) y el 5% en valor (5,6% un año antes), con un total de 1.143,7 t y 14,6 millones de euros. Algunas categorías de caramelos para adultos descendieron su participación. Los toffees totalizaron 2.136,9 t (-15,1%) y 27,4 millones de euros (-15%), y los caramelos balsámicos sumaron 4.454,5 t (-4,6%) y 52,2 millones de euros (+0,1%).
Los datos recogidos por IRI también recogen el incremento de las ventas de caramelos en peso pero no en el importe abonado. Así, en el TAM de diciembre de 2009 cifra el mercado en 21.402,1 t (+6,3%), por un valor de 122,3 millones de euros (-1,9%). Las mayores cantidades correspondieron a los caramelos infantiles con 15.489,1 t (13.954,7 t en 2008) por valor de 63,9 millones de euros (60,4 millones de euros un año antes). Los caramelos para adultos descendieron hasta las 5.913,1 t (-4,2%) y 58,4 millones de euros (-8,9%).
Por contra, el estudio sobre golosinas elaborado por la consultora DBK, refleja un cambio de tendencia en este sector. En 2008 habría disminuido un 0,9% hasta los 580 millones de euros, frente al crecimiento del 7,3% del año anterior. Las mayores ventas correspondieron a los chicles sin azúcar con 217 millones de euros, seguidos de los caramelos (180 millones de euros), las gominotas y otras golosinas (165 millones de euros) y los chicles con azúcar (18 millones de euros). En términos de volumen, el mercado se redujo un 2,7%, situándose en 113.800 t, acusando sobre todo el menor consumo de caramelos (-7%) y de chicles con azúcar (-10%). El segmento de chicles sin azúcar se mantuvo como el de mayor peso específico, siendo, además, el de mejor evolución en los últimos años. La orientación de la demanda hacia productos saludables y las nuevas variedades para adultos hizo que absorbiera el 37% del valor del mercado en 2008. El balance de la consultora sobre el conjunto del sector refleja además un incremento de las exportaciones hasta los 299 millones (+7,9%) de euros, con Alemania, Francia y Reino Unido como principales destinos. También subieron las importaciones, en este caso un 7,6%, alcanzando un valor de 71 millones de euros. Alemania, con el 29%, y Francia con el 15,5%, fueron nuestros principales proveedores.
Reseñar también que según la Asociación de Fabricantes de Caramelos y Chicles (Caychi), el consumo medio de caramelos y chicles se sitúa en 2,5 k por persona y año, por debajo de los 4,4 k de la media europea y muy lejos de los 9,2 k de Dinamarca, los 7,3 k de Finlandia, los 6,3 k de Holanda, los 5,8 k del Reino Unido, los 5,7 k de Alemania o los 5,6 k de Estados Unidos.
Según informa la revista Dulces Noticias… y algo más, el podium del mercado español de caramelos pone de manifiesto la gran variedad de tipologías y marcas que enriquecen la capacidad de elección de los consumidores. Halls, el caramelo balsámico de Cadbury, es la marca líder del mercado, ya que concentra el 9% de la cuota. En segundo lugar lo ocupa Smint, el caramelo comprimido sin azúcar de Chupa Chups, que logra el 6% y, a continuación,_ Solano, el caramelo de toffee depositado de Wrigley, con el 5,4%._ Por detrás aparecen nada menos que cuatro marcas del segmento de caramelo de gelatina: Fini (4,2%), Haribo (4,1%), Vidal Golosinas (3,9). A continuación, Chupa Chups, el popular caramelo con palo (3,9%); Respiral, la otra marca de caramelo balsámico de Cadbury (3,8%), y Dulciora (3,7%), enseña con la que Cadbury comercializa sus caramelos de gelatina. Como vemos, entre las 10 más vendidas encontramos marcas representativas de casi todas las categorías: balsámicos, comprimidos, gelatina, con palo y toffee. Estas diez marcas representan el 55% del mercado español de caramelos, mientras el 45% restante se reparte entre gran variedad y tipologías de caramelos, con participaciones que oscilan entre el 0,5% y el 1,5% en valor.

Los chocolates y derivados del cacao sortean bien la crisis
Se trata de un sector que sortea bien esta difícil situación económica, gracias en buena medida a las forma irresistibles que los fabricantes dan a sus productos. Todo ello, a pesar de ser un mercado relativamente maduro, pero del que el consumidor tiene una percepción muy positiva por la composición saludable, la textura y el sabor de los productos. En base a los datos aportados por la Asociación Española de Fabricantes de Chocolate y Derivados del Cacao (Chocao), que agrupa a las 39 principales empresas del sector en España (cuya producción aglutina el 90% del total del mercado), las ventas durante el año 2008 –al cierre de esta edición no hay todavía cifras consolidadas de 2009- totalizaron 254.218 t (+15,6%) y 1.266 millones de euros (+12,4%). Una parte muy significativa de ese crecimiento se debió a las exportaciones que aumentaron un 61% hasta las 78.623 t, por valor de 332,9 millones de euros (+33%). El consumo interno aumentó hasta las 175.595 t (+2,6%) y 933,5 millones de euros (+6,6%). El reparto de esas ventas en el mercado nacional en valor estuvo dominado por las tabletas con el 33% del valor, seguido de los cacaos y preparados para el desayuno el 22%, los bombones el 18%, los productos de impulso el 13%, las cremas para untar el 8% y los productos estacionales (principalmente turrones) el 6% restante. El consumo per cápita es de 3,8 k, realizado en un 94% en el hogar, muy alejado de la media de la Unión Europea, que está en 6,6 k por habitante, y de países como Suiza (10,8 k/h), Noruega (9,7 k/h) o Estados Unidos (5,6 k/h).

Comportamiento dispar
Según el TAM de diciembre de 2009 de IRI las tabletas de chocolate siguieron la tendencia descendente iniciada el año anterior, al quedar en 37.104,7 t. (-3,5%) y 282,8 millones de euros (-4,7%). Por tipos, destaca el chocolate con leche con 14.406,9 t (+2,7%) y 84,3 millones de euros (+1,7%), el chocolate con leche y adicionales totalizó 8.664,2 t y 72,3 millones de euros con descensos, en ambos casos, del -13,7%.
Por especialidades, el chocolate negro registró un total de 9.440,4 t (-2,4%) y 86,9 millones de euros (-4,5%). El chocolate con leche relleno sumó 2.464,3 t (-3,1%) y 23,8 millones de euros (-1,3%); el chocolate blanco registró 2.127,7 t (-0,9%) y 15,4 millones de euros (+4,1%). En la categoría de bombones, las ventas de las empresas volvieron a descender ligeramente al totalizar 8.954,7 t (-2,4%) y 155,8 millones de euros (-2,5%). Ferrero se mantiene como líder con 2.552,5 t (+1,5%) y 51,4 millones de euros (+0,1%); las marcas de la distribución cayeron a 2.156,3 t (-4,5%) y 19,1 millones de euros (-2,1%); Nestlé registró 1.660,1 t (-4,2%) y 36,8 millones de euros (-4,7%); Lindt subió a 873,6 t (+2,9%) y 22,3 millones de euros (+1,4%); Storck cayó a 292,8 t (-9,5%) y 4,5 millones de euros (-4,3%); Valor creció hasta 207 t (+15,5%) y 5,1 millones de euros (+6,3%); Zahor disminuyó notablemente hasta las 118,7 t (-21,4%) y 2 millones de euros (-20%); Trapa vio descender también de forma importante sus ventas hasta 64,4 t (-36,1%) y 1,4 millones de euros (-29,3%); Lacasa alcanzó las 10,6 t (-10,2%) y 238.268 euros (-13,7%). Las otras marcas siguieron perdiendo cuota hasta las 1.018,7 t (-3,5%) y 13,1 millones de euros (-7,1%).
En esta categoría, por enseñas, el liderazgo lo ostenta Ferrero Rocher, que obtuvo 1.786,3 t (+7,6%) y 33,7 millones de euros (+7,3%), seguida por Nestlé Caja Roja que bajó a 1.346 t (-4,2%) y 30,2 millones de euros (-4,2%); Lindt Lindor sumó 516,7 t (+17,1%) y 12,7 millones de euros (+11,4%); Mon Cheri perdió cuota al quedar con 408,1 t (-3,8%) y 7,9 millones de euros (-2,5%); Merci cayó a 273,7 t (-15,4%) y 4,1 millones de euros (-12,8%), Lindt Champs Elysees también descendió a 230,9 t (-8,5%) y 5,4 millones de euros (-6,9%); Socado creció hasta 202,1 t (+7,6%) y 1,5 millones de euros (+7,1%); Ferrero Prestige también mermó sus ventas hasta las 127,8 t (-4,8%) y 3,4 millones de euros (-5,6%); y After Eight elevó su comercialización a 124,2 t (+10,8%) y 1,9 millones de euros (+5,5%).
Unas cifras casi idénticas son las aportadas por Nielsen. En el TAM correspondiente a marzo de 2010 estima el mercado de tabletas de chocolate en 37.218 t (-2,1%) y 279,3 millones de euros (-2,9%). En el reparto por especialidades, el chocolate con leche absorbió el 59,3% del volumen y el 53,8% del valor, mientras el chocolate sin leche representó el 30,5% y 34,4% en peso e importe, respectivamente. El relleno el 5% en kilos y el 7% en coste, y el blanco el 5,1% en volumen y el 4,8% en valor. Las mayores ventas se registraron en los supermercados que en conjunto absorbieron el 82%, mientras los hipermercados controlaron el 18% restante. Las áreas sur (17%), norte centro (15%) y noroeste (14%) fueron donde más consumieron estos productos.

Los productos de impulso mantienen el ritmo y el tipo
El mercado español de countlines mantiene la tendencia alcista de los últimos años. Según los datos de Chocao, referidos a 2008, esta categoría sumó ventas por un total de 121,4 millones de euros. Los últimos datos Nielsen (TAM DE 2009) señalan que este mercado registró una ligera caída del 4,4% en volumen (de 15.064 t a 14.390 t) y un incremento del 2,4% en valor (de 178,3 a 182,7 millones de euros). El segmento de barritas rellenas se mantuvo en los mismos términos que el periodo anterior en valor (73,1 millones de euros) aunque el volumen cayó el 9,8% (de 8.134,5 t a 7.338,9 t). Los grageados o bites en cambio, vieron crecer su volumen en ese periodo de 2.259,6 t a 2.590,2 t, el 14,6%, y su valor el 11%, pasando de 21,4 a 23,7 millones de euros. Esta tendencia alcista de esta última categoría queda reflejada también en los datos aportados por IRI correspondientes al TAM de diciembre de 2009. El volumen fue de 2.746,3 t (+5,6%) con un valor de 28,5 millones de euros (+7,1%). Por enseñas, en esta categoría las marcas de la distribución lideran las ventas con 758,9 t (+16,8%) y 5,9 millones de euros (+13,5%); Lacasitos registró 561,3 t (+13,1%) y 6,3 millones de euros (+21,1%); M&Ms creció hasta 515,7 t (+8,9%) y 5,1 millones de euros (+15,9%), Conguitos disminuyó a 331,8 t (-15,3%) y 3,3 millones de euros (-10,9%); Kinder Schokobons creció a 225 t (+3,9%) y 3,5 millones de euros (+9,3%); Maltesers vendió 178,3 t (-29,7%) y 2 millones de euros (-35,5%) y Casa Pons totalizó 62,6 t (+86,9%) y 659.921 euros (+37,1%).
El cacao a la taza ha seguido mejorando, un año más, su presencia en el mercado al totalizar, en el periodo antes referido, 130.445,4 t (+2,6%) y 27,9 millones de euros. Dentro de esta categoría, el cacao en polvo totalizó 75.146,3 t (+6,2%) y 11,9 millones de euros (+3,4%); el líquido creció hasta 25.592,4 t (+4,5%) y 9 millones de euros, mientras la tableta quedó en 29.707 t (-7%) y 7 millones de euros (-4,2%). Por marcas, el cacao en polvo más vendido fue Valor con 24.249,9 t (-7,5%) y 4 millones de euros (-4,8%); Paladín con 17.566,6 t (-2,2%) y 3,8 millones de euros (-2,9%) y Caoflor que creció hasta 2.117,4 t (+8,9%) y 340.616 euros (+11,7%). Las enseñas de la distribución totalizaron 22.301,4 t (+51,8%9 y 2,3 millones de euros (-1,1%). Las bebidas de cacao totalizaron 52.475,3 t (+2%) y 207,6 millones de euros (+1%). El mayor volumen correspondió a las solubles con 29.142,7 t (+3,1%) y 109,9 millones de euros (+2,8%), mientras las instantáneas totalizaron 23.332,6 t (+0,1%) y 97,5 millones de euros (-1%).
Las previsiones de futuro apuntan al mantenimiento de la tendencia alcista de forma moderada con una ligera ralentización de los derivados del cacao. La población adulta seguirá representando el grupo con mayor demanda potencial de crecimiento marcado por la calidad y la innovación. Al mismo tiempo, se mantendrá la tendencia hacia la fidelización de los más pequeños a través de regalos, productos con formas divertidas y promociones con personajes infantiles. El chocolate continuará ofreciendo el mayor dinamismo impulsado por la positiva evolución de las gamas altas de chocolates, “countlines” y productos de pequeños formatos.

Bollería industrial, menos peso  y más valor
A la espera de que se confirmen oficialmente las previsiones manejadas por los fabricantes, estiman que el sector de panadería y pastelería industrial habría logrado superar también con éxito el año de la crisis, tras haber sabido responder a las demandas de los consumidores que no han querido renunciar a esta gama de productos en sus desayunos y meriendas. El mercado español de panadería y pastelería industrial integrado por bollería y magdalenas, pan de molde fresco, pastelería salada, snacks dulces, pan tostado, colines y productos similares, generó en 2008 -últimos datos disponibles- ventas por valor de 1.236,9 millones de euros (+5,9%) correspondientes a 376.830 t (-6,5%), según los datos de la Asociación Española de Panificación y Pastelería de Marca (PPM). De esa cifra, el pan de molde representó el 39% del valor del mercado, la bollería y las magdalenas el 37%, la pastelería  y snacks dulces el 11%, y otras presentaciones (tostados o secos y otros productos a base de harina) el 13% restante. Si bien las ventas se distribuyen principalmente a través del canal de alimentación, es el canal impulso el que presenta ratios de crecimiento más dinámicos. El mercado exterior tuvo en 2008 una evolución positiva ya que las exportaciones totalizaron 19.496 t. (+9,9%) por valor de 36,6 millones de euros (+10,6%).
Según los datos aportados por IRI correspondientes al TAM de enero de 2010 el mercado de bollería dulce en España alcanzó las 156.433,2 t (+0,1%) y 721,6 millones de euros (+0,1%). Por productos, las magdalenas siguen siendo el producto más consumido con 46.124,8 t (-3,5%) y 122,2 millones de euros (-5%), seguidos de los croissants con 18.745,3 t(+8,6%) y 65,4 millones de euros (+2,8%); las rosquillas totalizaron 18.258,6 t (+2,1%) y 161,7 millones de euros (+6,6%); la bollería variada creció hasta 13.455,9 t (+8,9%) y 67,5 millones de euros (+8,5%); el pan de leche lo hizo hasta 11.867,4 t (+5,9%) y 45,4 millones de euros (+0,02%). Los sobaos descendieron a 9.224,5 t (-0,9%) y 30,6 millones de euros (-2,6%), los bizcochos sumaron 8.549,3 t (+10,7%) y 47.1 millones de euros (+23,3%); las napolitanas totalizaron 7.829,2 t (+13,6%) y 32,5 millones de euros (+15,7%); los pastelitos cayeron a 3.969,8 t (-11,8%) y 39,9 millones de euros (-11,6%); los bollos rellenos y con cobertura alcanzaron 3.451,9 t (-22,7%) y 30,2 millones de euros (-24,2%); los bollos con pepitas bajaron a 3.352,5 t (-18,1%) y 22,2 millones de euros (-16,6%); las palmeras subieron a 3.700,5 t (+8%) y 18,5 millones de euros (-0,6%); las tortas descendieron a 3.001,1 t (-7,6%) y 13 millones de euros (-5,2%), los brioches cayeron a 2001,2 t (-13,6%) y 8,5 millones de euros (-13,3%), las cañas sumaron 1.319,8 t (-27,5%) y 6,9 millones de euros (-29,6%) y los gofres subieron a 1.581,6 t (+61,2%) y 10,1 millones de euros (+70%).
Por empresas, Panrico se sitúa en cabeza con 19.207,5 t (-8,4%) y 182,2 millones de euros (-1,4%); La Bella Easo, propiedad de Panrico, registró 7.188 t (-30,9%) y 37,5 millones de euros (-31,5%); Juan y Juan subió a 12.996,6 t (+6,3%) y 47,3 millones de euros (+2,8%); Bimbo bajó a 6.813,6 t (-13,9%) y 39,8 millones de euros (-13,5%); Nutrexpa también descendió a 1.235,1 t (-14,5%) y 16,5 millones de euros (-13,7%); Productos Casado, propiedad de Dulcesol, sumó 694,3 t (-38,4%) y 2,6 millones de euros (-38,1%); Ferrero totalizó 435,4 t (+3,6%) y 3,9 millones de euros (+5,4%); Kraft Foods bajó a 383,3 t (-28,4%) y 4 millones de euros (-27,3%) y Unipasa también lo hizo hasta 120 t (-11,8%) y 950.663 eruros (-10,7%). Las marcas de la distribución totalizaron 89.377,2 t (+8,7%) y 283,3 millones de euros (+11,1%).
La estructura empresarial está formada por un reducido número de grandes grupos, muchos filiales de compañías multinacionales, que mantienen estrategias de comercialización globalizadas y presentan altos niveles de innovación y políticas de precios muy agresivas. Las marcas de la distribución han adquirido mucha importancia en los últimos tiempos y en casos, como el del pan de molde, ya superan el 50% del volumen y el 30% del valor. Al igual que los sectores analizados hasta ahora, el de pastelería y bollería industrial también apuesta a la hora de sus nuevos lanzamientos por lo funcional y lo conveniente. Así, ponen en el mercado artículos con un menor contenido calórico, grasas más saludables y menores contenidos en azúcar, es decir, que sean más saludables, sin menoscabo del sabor. El cambio de la demografía y la composición de los hogares ha llevado también a modificar los envases y el tamaño de las unidades, al tiempo que los fabricantes utilizan nuevos sistemas de conservación que limitan el uso de aditivos sin perder su carácter atractivo.

El mercado de galletas sigue estancado
Pese a las continuas innovaciones el mercado de galletas parece haberse estancado. El cambio de manos que han sufrido en los últimos años algunas de las principales marcas de este sector, la última ha sido la adquisición de Cuétara por parte de Nutrexpa, no parece ayudar tampoco a que rompa esa inercia. Según los datos facilitados por la Asociación Profesional de Fabricantes de Galletas de España (Aproga) correspondientes a 2008, últimos disponibles, el mercado nacional de galletas alcanzó en ese año unas ventas de 289.436 t (-1,0%) por valor de 628,5 millones de euros (-2,2%). Por tipos, el 28% del consumo nacional correspondió a las galletas tío maría, un 3% a las galletas saladas y el 69% restante a otras galletas dulces. El consumo per cápita se estima en 6,5 kilos. La mayor demanda de galletas se registra en Baleares, País Vasco y Castilla y León, siendo menor en Andalucía, La Rioja y Murcia. Las empresas que operan en este sector tratan de romper su madurez con el aumento de las exportaciones. En 2008, las ventas al exterior crecieron un 15,2% hasta las 124.451 t, alcanzando un valor de 213,2 millones de euros (+11,6%).
Según los datos del TAM de finales de diciembre de 2009 de la consultora IRI, las ventas de galletas totalizaron 233.147 t (+2,8%) y 758,8 millones de euros (+0,01%). Por categorías, las de desayuno sumaron 107.420 t (+3,9%) y 202,9 millones de euros (+2,2%); las especialidades alcanzaron las 54.949,4 t (+2,6%) y 270,5 millones de euros (-1%); las integrales subieron a 48.916,8 t (+4,6%) y 173,7 millones de euros (+2,4%); la variedad surtido se situó en 11.219,5 t (-9,1,%) y 54,3 millones de euros (-4,8%); las saladas crecieron hasta las 7.285,4 t (+0,01%) y 31,3 millones de euros (+2,6%) y las dietéticas perdieron cuota al sumar 1.4.76,9 t (-18,9%) y 18,9 millones de euros (-14,5%). Según el mismo estudio, las marcas blancas representan el 45,8% del mercado con ventas de 106.670,7 t (+16,6%) y de 233,9 millones de euros (+16,7%). Kraf Foods es el primer fabricante marquista, con 43.670,1 t (-5%) y 208,4 millones de euros (-6%). A continuación figuran Nutrexpa con 30.737,8 t (-4,1%) y 80,7 millones de euros (-4,9%), Panrico con 19.813,6 t (-6,9%) y 78,3 millones de euros (-4,1%), Gullón con 14.411,7 t (-1,9%) y 49,8 millones de euros (+2%), Agra con 3.646,4 t (-15,2%) y 14,5 millones de euros (-12,7%), Siro con 2.345,1 t (-33,7%) y 10,8 millones de euros (-25%) y Arluy con 1.075,1 t (-38,5%) y 6,6 millones de euros (-5,8%).

Publicado en el número 69 de la revista Tecnifood

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas