Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

Entra en vigor la nueva versión de la certificación de seguridad alimentaria IFS

Léalo en 3 - 4 minutos
Léalo en 3 - 4 minutos

El 1 de julio ha entrado en vigor la nueva versión del Protocolo de Seguridad Alimentaria de la distribución europea, IFS Food 6, que se publicó a comienzos del presente año. El Protocolo de Seguridad Alimentaria IFS es una marca de conformidad requerida por entidades de la distribución europea, fundamentalmente de Francia y Alemania, a sus proveedores de marcas propias, para garantizar que sus productos cumplen con los requisitos de calidad, seguridad y legalidad recogidos en este protocolo privado.
La nueva versión del Protocolo IFS supone una mejora respecto a la anterior y facilitará a los proveedores españoles de marcas propias el acceso a los mercados europeos más exigentes. IFS Food 6 introduce nuevos requisitos, que aportarán más calidad y seguridad alimentaria a la cadena de suministro, entre los que destaca la incorporación de nuevas exigencias obligatorias en materia de “Food Defense” (biovigilancia y bioterrorismo), relativos a la evaluación de riesgos y seguridad, tanto de la planta como del personal y de los visitantes. Estos requerimientos están dirigidos, sobre todo, a las empresas que suministran en el mercado estadounidense, si bien cada vez tienen más importancia en todo el mundo.
Otros nuevos requisitos introducidos por la actual versión de la certificación IFS son: la gestión de objetos y comida traída por el personal de las empresas, comida de la cantina y aquella procedente de máquinas expendedoras; higiene en manos, así como aspectos relativos al lavado del calzado, siempre que sea necesario; mayor importancia del etiquetado de los alimentos y su revisión, así como el etiquetado nutricional; ampliación de los requisitos para garantizar la seguridad del material de envasado; nuevos requerimientos de la comunicación que debe haber por parte de la empresa a sus clientes en el caso de aspectos relevantes detectados en las inspecciones realizadas por la autoridad competente; cambios en la metodología de puntuación de la evaluación de requisitos no implementados, que ahora penalizarán con un descuento de 20 puntos, y mejora de la competencia de los auditores que acrediten la conformidad.
Con el objetivo de facilitar la transición al nuevo protocolo, Aenor, la entidad de referencia en certificación en España, ha llevado a cabo un ciclo de jornadas informativas en distintas ciudades como Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, La Coruña, Murcia y Pamplona, a las que han asistido unos 400 expertos en seguridad alimentaria en sus empresas. Hasta la fecha, AENOR ha emitido cerca de 300 certificados de Seguridad Alimentaria conforme a la norma IFS. En 2011, la obtención de estos certificados se incrementó un 20 %.

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas