Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

Tecnifood: respuesta rápida tecnológica

Léalo en 3 - 4 minutos
Léalo en 3 - 4 minutos

Un magnífico día los códigos de barras revolucionaron la cadena logística porque permitieron realizar automáticamente inventarios o localizaciones de artículos. Fue hace casi cuarenta años, treinta y siete para ser exactos. Y desde aquel momento están en todas partes y se usan para todo y para todos, incluso para identificar pacientes o bebés recién nacidos en los cuartos de partos. Desde luego, no hay producto que se comercialice que no lo lleve.
Y, por ello, era lógica una evolución de aquella revolución. Y llegó de la mano de Toyota hace más de lo que pensamos, en 1994, y se llamó código QR (Quick Response Barcode, «código de barras de respuesta rápida») y era un código de barras bidimensional caracterizado por tres cuadrados que se encuentran en las esquinas y que permiten detectar la posición del código al lector. La sigla «QR» se derivó de la frase inglesa Quick Response (en español, Respuesta Rápida), pues sus creadores aspiraban y lograron que el código permitiera que su contenido se leyera a alta velocidad. Los códigos QR son muy populares en Japón y, aunque inicialmente se usaron para registrar repuestos en el área de la fabricación de vehículos, hoy se usan igual que sus antepasados para casi todo, y facilitan muchas cosas como  dejar de  introducir datos de forma manual en los teléfonos o embarcar en un avión o acceder a una website a través de un anuncio, como han hecho las empresas Markem-Imaje y Epsa en esta edición, y también Kraft Foods o Midel en otra publicación nuestra, Dulces Noticias… y algo más, que muchos de ustedes también leen.
Incluso el agregado de códigos QR en tarjetas de presentación también se está haciendo común, simplificando en gran medida la tarea de introducir detalles individuales de un nuevo cliente en la agenda de un teléfono móvil, del tablet o del ordenador. La tecnología es una de las variables del progreso y debe formar parte de las sociedades más avanzadas; la comunicación y la ética, también. Por eso, en Tecnifood buscamos que vayan unidas.

 

Carta editorial publicada en la revista Tecnifood núm.79 (enero 2012).

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas