Vanguardia Tecnológica

Ver novedades

La GTA en la línea de salida

Léalo en 4 - 5 minutos
Léalo en 4 - 5 minutos

Apuntito está de salir una nueva edición de la GTA, la Guía de la Tecnología Alimentaria que nuestra editorial lanza anualmente desde 2008, incluso si se dan prisa y no forman parte de ella, aún tendrían un par de semanas para hacerlo. Es nuestra contribución a todas las etapas de proceso y transformación de productos alimentarios hasta su envase, embalaje y almacenaje, una vía para encontrar a los proveedores que les deben acompañar en la tarea de construir la innovación que ha convertido a la industria alimentaria en motor de recuperación.

Como afirma el director general de la Industria Alimentaria del Magrama, Fernando J. Burgaz, en su interesante artículo de la GTA, “nuestro Gobierno está comprometido en diseñar y coordinar un programa de investigación e innovación para que el sistema agroalimentario español sea un referente en el mapa internacional”. Y establece como ejes prioritarios “garantía de calidad, seguridad alimentaria y adaptación”. Plenamente de acuerdo con él, los profesionales de Tech Press, en contacto con la industria y sus proveedores, somos conscientes de que hemos vivido un periodo de muchas dificultades, en el que las empresas han sido puestas a prueba por un contexto complicadísimo en el que se hacía obligada la colaboración para afrontarlo con éxito y han sabido aprovechar las oportunidades, con mucho esfuerzo que desde aquí reconocemos, para que haya salido fortalecida la I+D+i individual y colectiva del sector alimentario.

De I+D+i puede hablar con mucho conocimiento la secretaria general de Ciencia, Tecnología e Innovación, Maria Luisa Poncela, del Ministerio de Economía y Competitividad, que también nos ha brindado su apoyo y, en esta edición de la Guía, anima a las empresas a seguir invirtiendo y a acercarse al reparto idóneo entre sector público y privado, característico de los países más innovadores de nuestro entorno, a los que España va acercándose y ello solo es posible “creando puentes entre ciencia e industria”, como sugiere María Victoria Moreno Arribas, directora del Instituto de Investigación en Ciencias de la Alimentación del CSIC.

Igualmente, hemos revalidado nuestro compromiso y estrecha colaboración con las asociaciones de los proveedores de ingredientes, maquinaria y envases, como Aefaa, Afca y Amec, así como Fiab y los Centros Tecnológicos Aimplas, Ainia, Asebio, Azti-Tecnalia e Itene, que nos explican sus prioridades y necesidades del momento tanto en las páginas de Tecnifood en cada edición como en esta cita anual imprescindible.

Y como broche de oro de este compendio de conocimiento, Bonmacor, un referente de asesoría técnico-legal, nos aporta las últimas novedades en el terreno de la legislación porque es imprescindible estar al tanto de la ley en materia agroalimentaria, aunque haga falta una mayor agilidad en este ámbito para no constreñir la investigación.
Todo este trabajo, que les aseguro que es arduo y nos lleva densos meses de investigación, es posible gracias a las empresas que nos confían su publicidad para financiar la Guía, porque nosotros se la enviamos a los departamentos de I+D+i de la industria alimentaria en su nombre de forma gratuita, para ayudarles en la difusión de su cultura empresarial, y en la venta de sus productos. Muchas gracias a todas ellas porque sin su apoyo no sería posible esta Guía, pero sin la Guía todo sería mucho más difícil.

 

@LolaFPaniagua

facebook.com/SweetPress2.0

linkedin.com/company/sweet-press-s-l

Más información en los contenidos privados de techpress.es y en la edición impresa de Tecnifood núm. 99 (mayo/junio 2015)

Mostrar comentarios (No hay comentarios)

Deja un comentario

Noticias relacionadas